MujerSexo

4 problemas de sexo oral y cómo solucionarlos

4 problemas de sexo oral y cómo solucionarlos

4 problemas de sexo oral y cómo solucionarlos. A un lado todos los obstáculos para hacerlo gozar al máximo

Por: Isabel Zuluaga

4 problemas del sexo oral y cómo solucionarlos. A veces nos resulta complicado descifrar lo que a nuestro chico le gusta en la cama, sin embargo, sabemos que no siempre es fácil colocar el tema sobre la mesa y hablarlo directamente. Es justo ahí cuando nos enfrentamos  a posibles frustraciones y disgustos que destiñen la relación y la hacen más incómoda que nunca.

Si quieres evitarte esa incomodidad , mejor échale un vistazo a los 4 grandes problemas del sexo oral y descubre cómo solucionarlos. ¡Manos a la obra!  

El sexo oral también puede reducir los problemas del corazón en las mujeres- Recomendado

Problemas del sexo oral y cómo solucionarlos. – No. 1

Es normal que luego de pasar mucho tiempo en la misma posición tu cuello y mandíbula se cansen. Para evitar una lesión, lo mejor es pedirle a tu chico que te ayude a sostener la parte posterior de tu cabeza con su mano y jugar con tus pechos o manos para no lastimar tu mandíbula. ¡El sentirá placer y tú, mucho alivio!

12 cosas que suceden cuando te vuelves a enamorarProblemas del sexo oral y cómo solucionarlos. – No. 2

¿Su pene es demasiado grande para tu boca? ¡Relájate! Esas cosas pasan  y tampoco se trata de desempeñarte como una actriz de una película porno. Asegúrate de ayudarte con las manos para estimularlo en la parte de abajo mientras te encargas de la parte zona con tu boca.

Problemas del sexo oral y cómo solucionarlos. – No. 3

¿No sabes cuándo parar? Es crucial que estés pendiente a las reacciones de tu chico mientras bajas. Esto permitirá que ambos se conecten y ojo, si te avisa que está a punto de llegar, lo mejor es que continúes con el ritmo para hacerlo gozar a chorros. ¡No te niegues a la experiencia de que se venga en tu boca por lo menos una vez!

12 claves para reinventarte en la camaProblemas del sexo oral y cómo solucionarlos. – No. 4

Si no te gusta el sabor de tu pene, no te afanes. Basta invitarlo a darse una ducha juntos  como parte del juego previo o utilizar un lubricante saborizado.

 

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *