CuerpoSalud

Los pilares de una buena condición física

El esfuerzo, otro gran pilar en el acondicionamiento físico y de la salud
Por: @EstimuloVital2

Existen muchos mitos acerca de las diferentes acciones que han de llevarse a cabo para tener una óptima condición física, entendiendo esta misma como el compendio de habilidades que todos poseemos pero que descuidamos con el paso de los años; fuerza, velocidad, resistencia, flexibilidad, entre otras, son capacidades que por falta de tiempo o desinformación se deterioran hasta el punto en el que se escucha después de una cita general al médico……..”Hay que hacer ejercicio”. Recordemos que la práctica de ejercitarse, es el camino directo hacia una armoniosa estética corporal, la cual no solo nos hace sentir bien si no que en realidad beneficia nuestra salud, potenciando la resistencia física que tenemos.

No comer grasas, evitar dulces, tener un moderado consumo de licor, no fumar y ejercitarse cotidianamente son en gran escala los consejos que se deben seguir para posibilitarnos un buen estado físico. Pero resumiendo estos paradigmas, esclarezco que desde mi perspectiva como entrenador personal, es la continuidad de todos estos hábitos lo que en realidad permite ver los frutos de una excelente condición física. Estos son algunos de los beneficios que se dan:

• Se disminuye la frecuencia cardíaca y la presión arterial, potenciando la eficiencia de nuestro corazón.

• Se disminuye la concentración de triglicéridos, colesterol y LDL (colesterol malo), ayuda a disminuir y mantener un peso corporal saludable

• Normaliza la tolerancia a la glucosa (azúcar)

• Aumenta la capacidad de utilizar grasas como fuente de energía, el consumo de calorías y la concentración de HDL (colesterol bueno), mejora el funcionamiento de la insulina.

Los pilares de una buena condición física

LA CONTINUIDAD, es aquella que ha de interpretarse como un hábito de vida que se debe de tener en relación al cumplimiento de todos aquellos consejos que previamente mencione, ya que el optar por no fumar dos semanas pero recaer en la tercera, al igual que ejercitarse por un mes y caer en el sedentarismo al segundo mes, es lo que imposibilita ver y sentir resultados biológicos y estéticos. Sé que es complejo optar por semejante ritmo de vida tan riguroso pero un buen consejo es optar por tener estos hábitos mínimo 4 días a la semana y moderarse por los restantes tres días, durante todo el tiempo que se pretenda tener una vida sana y sin percances de salud.

Para mayor información comuníquese al 313 881 99 83 o al correo electrónico: danieledufisico1@hotmail.com

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *