Cuerpo

Cómo perder peso sin pasar hambre

Ofrecen muchas método para bajar de peso: Pastillas adelgazantes, tratamientos cotosos, dietas estrictas… Y todas ellas ofrecen distintas técnicas y estrategias que prometen resultados milagrosos e inmediatos, pero que nunca cumplen su objetivo.

Por Nutrición Sin Más

¿Podemos bajar de peso sin pasar hambre? ¿Sin gastar dinero? Te recomendamos que sigas leyendo, y así aprenderás a perder peso de una forma saludable y fácil, y lo más importante es que será de forma efectiva.

Cómo perder peso sin pasar hambreMenos carbohidratos: Lo primero que debes tener en mente, es que debes reducir los carbohidratos que consumes a diario.

Los hidratos de carbono (principalmente los azúcares y almidones), se encargan de incrementar los niveles de insulina en la sangre, la cual es una hormona que es almacenada para ser utilizada posteriormente como energía. Disminuyendo el consumo de carbohidratos, también disminuirás la segregación de insulina, en ese momento tu organismo comenzará a quemar carbohidratos y grasas en lugar de almacenarlos.

Los resultados serán sorprendente, estos han sido probados por la ciencia: ¡Podrías perder hasta 5 kg en tan solo una semana! De esta forma, al limitar la cantidad de carbohidratos en nuestra dieta, traeremos muchos otros beneficios para nuestra salud:

  • Reduce el colesterol “malo” (LDL).
  • Incrementa el colesterol “bueno” (HDL).
  • Disminuye los niveles de triglicéridos.
  • Regulariza la presión sanguínea.
  • Descienden los niveles de azúcar en sangre.

¿Qué tipo de alimentos contienen menos carbohidratos?

  • Bebidas como el té, el agua y el café.
  • Los productos lácteos, los huevos, las semillas y los frutos secos.
  • Verduras como los espárragos, pepinos, tomates, judías verdes, brócoli, y col rizada entre otras.
  • Todos los pescados y carnes tienen una cantidad de hidratos de carbonos cercana a 0, con la excepción de los órganos.
  • Frutas como las fresas, aceitunas y aguacates.
  • Grasas y aceites como el aceite de oliva virgen extra, el aceite de coco y la mantequilla.

Más grasas, proteínas y verduras: También deberás incluir siempre proteína en tus comidas, así como grasas y verduras. Los alimentos ricos en proteína, reducirán de forma importante tu apetito y los antojos, además de acelerar el metabolismo. De la misma forma, también te ayudarán a mantener el peso que has perdido.

¿Qué tipo de alimentos contienen más proteína? La quinua, los huevos, la carne, el pescado, los productos lácteos, las legumbres, los frutos secos y la avena entre muchos otros.

La grasa es un componente importante para tu organismo, especialmente al seguir una dieta baja en hidratos de carbono.

Nuestro cuerpo encuentra la energía necesaria en los carbohidratos, pero también en la grasa que almacenamos, motivo por el que es importante tener disponibles cualquiera de estas dos fuentes de energía en todo momento. Reducir el consumo de grasas y carbohidratos es un error que se comete comúnmente por muchas personas que quieren perder peso. Consume grasas saludables, como por ejemplo el aceite de oliva virgen extra, la mantequilla y el aceite de coco.

Recuerda que la ciencia ha comprobado que las grasas saludables son saludables para el organismo, así que no las desperdicies.

En último lugar, queremos recordarte que nunca deberían faltar en tu mesa las verduras. Las verduras tienen un alto contenido de fibra, y carbohidratos en pocas proporciones, lo que lo convierte en el aliado perfecto para que pierdas peso. Las verduras ayudan a reducir el apetito, y nos dan saciedad con muy poca cantidad de carbohidratos. Las mejores verduras que puedas consumir para perder peso son “las crucíferas” (brócoli y distintas clases de coles), también las verduras de hoja verde (lechuga, acelgas y espinacas).

Realiza más ejercicios: Los ejercicios de resistencias son ideales para acelerar y mantener la pérdida de peso. Lo ideal es realizar ejercicios al menos 3 veces con pesas por semana; esto ejercitará tus músculos, quemará calorías y mantendrás tu metabolismo elevado. También servirá cualquier ejercicio cardiovascular, como caminar, trotar, correr y nadar.

¿Cuáles son los resultados?: Aunque suene increíble, tan solo en la primera semana podrías perder entre 2,5 kg y 5 kg, y a partir de la segunda semana la pérdida de peso se encontrará entre los 0,5 kg y 1,5 kg semanalmente. En el transcurso de los primeros días podrás experimentar algo conocido como “gripe de los carbohidratos bajos”, momento en el que el cuerpo se habituará a la quema de grasas en lugar de los hidratos de carbono.

Tienes que recordar que mientras quemas grasas, también podrás aumentar tu masa muscular, así que no es nada anormal que la báscula no vea cambios y que no veas lo que quieres, pues tu musculatura se verá incrementada. Lo mejor que podrás hacer, es mantener este estilo de vida para el resto de tu vida, si no lo haces, no podrás mantener una vida saludable y recuperarás el peso que has perdido.

Aprendiendo sobre comer de forma saludable, te darás cuenta que para bajar de peso no es necesario en absoluto comprar pastillas ni tampoco productos especiales, en la mayoría de los casos solo rebajarán el peso de tu billetera sin darte resultados. Mejor es saber qué comer, y hacerlo bien.

¿Y tú qué vas a comer?

Fuente: Nutrición sin más

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *