Mascotas

Bono, el arma secreta ante cualquier mal del alma

Bono, el arma secreta ante cualquier mal del alma

Amigos no pierdan más su tiempo, su wingman no puede ser otro que el mejor amigo del hombre.

Por: @juanpaotoya

Hace poco más de un mes me enfrento a esa difícil, dolorosa y complicada situación de estar soltero. Como dicen por ahí, me renunciaron, y aunque todavía no me siento listo para lanzarme a las mieles del amor nuevamente (eso pasa cuando alguien realmente te importó) creo que ya encontré mi arma secreta para volver al mercado cuando el momento sea indicado. No es otro, que Bono, mi nuevo mejor amigo.

Bono es un bulldog francés que recientemente le regaló la novia a mi roommate… Lo que él vio como un detalle amoroso, lo que para mí en realidad no fue más que una jugada maestra para ajuiciarlo, mantenerlo ocupado y lentamente irlo domesticando.

Es increíble, casi mágico, al mismo tiempo que Bono interioriza su nombre, mi roommate entiende que ya no puede rumbear como antes, que debe madrugar y trasnochar para sacar al perro y que antes que gastar su dinero en trago y fiesta, debe tener un platón con agua y comida…ya se los dije, una jugada maestra.

Pero deje esto lado cuando el fin de semana tuve una gran revelación, me invitaron a llevarlo al parque, (sí, ellos dos, Bono y yo, con una cara que va de guevón a violinista) y descubrí, que Bono era un verdadero imán para atraer mujeres.

No les miento, sentado bajo el inclemente sol dominguero y esperando que mi roommate y su novia compraran algo de almuerzo para hacer un picnic, en solo 15 minutos se acercaron 3 mujeres diferentes para hablarme, una dijo que era veterinaria, y hasta me ofreció su tarjeta de negocios con su celular… Todas saludaron primero a Bono, y luego me hablaron de cualquier cosa. Ahí fue cuando encontré una mina de oro.

Bono, el arma secreta ante cualquier mal del alma

Creo que ya encontré mi arma secreta para volver al mercado cuando el momento sea indicado. No es otro, que Bono, mi nuevo mejor amigo.

No pude evitar pensar ¿por qué?, qué es lo que tiene Bono que me hacía de repente tan irresistible para que estas mujeres hayan querido iniciar conversaciones tan casuales y desprevenidas… yo creo que la cosa funciona más o menos así:

Cuando ellas ven a Bono, ven de inmediato todo lo que no les gustaría que usted fuera, un baboso, cansón, cagón, chiquito, gordo, bravo, dañino…y sobretodo, un simple perro que pierda la cabeza cuando detecte una hembra en calor. Pero Bono, mi wingman, mi arma secreta, es muy hábil, les da dos vueltas, mueve la colita, les ladra un par de veces, les da un beso baboso…y por arte de magia, me hace ver como un príncipe.

Así, en unos pocos minutos se obra el milagro y ellas, aunque lo hagan a través de mi perro, me aceptan tal cual me ven y me ven mucho mejor incluso de lo que soy. Mi wingman cumplió su tarea.

Créanme, dejen de pedir a sus amigos que los acompañen en double dates a ciegas. Pocas veces sale bien para alguno de los dos, en lugar de eso, consíganse su propio Bono y den el salto al mercado sin miedo y confiados… ¡El mejor amigo del hombre no les fallará!

Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Pin It on Pinterest