Celos, ¿al fin qué, son buenos o malos?

Celos son ese monstruo dominado por el miedo que a veces nos altera al punto de no confiar en nuestra pareja. Sin embargo, tener celos no siempre es negativo, pues da luces sobre lo que sientes por ella.

Por: Héctor Ramírez

A veces, cuando tienes pareja, sueles pensar que si ella no siente celos es porque no se preocupa por ti, porque te da por hecho o porque no te concede la suficiente importancia, pero la vaina no es tan simple, pues los celos tienes muchos más matices de los que piensas. Es normal sentir celos cuando tienes fuertes sentimientos de atracción y amor por tu pareja, y un poco de celos de vez en cuando pueden dar jugo a una relación. Pero al igual que un poco de jugo aliviará tu sed, demasiado acabará ahogándote.

Celos, ¿al fin qué, son buenos o malos?

Thumblr: helotastic

Precisamente, ¿qué hay detrás de los celos? En la raíz de los celos se encuentra el miedo a la pérdida de la relación, ya sea por falta de autoestima o confianza, y ese miedo da la sensación de inseguridad. Es una reacción casi instintiva, y está bien sentirlos a veces pues te despierta un poco si te adormeces o descuidas, y te hace saber lo importante que es tu pareja para ti, pero solo en pequeñas dosis. Los celos en grandes cantidades acarrearán desconfianza, la necesidad de controlar al otro y hasta una posible terminación.

En muchas ocasiones, los celos te llevarán a sobredimensionar los pequeños problemas y armar tormentas en vasos de agua. Ni siquiera en vasos, en copas aguardienteras. Tu pareja tenía una vida antes de conocerte y sin duda alguna hay personas del otro sexo en su vida a las que quiere, y eso no significa absolutamente nada. Claro, tampoco hay que dormirse, pues muchas veces el amor puede cegarte ante una obvia y descarada infidelidad que ocurre justo frente a tu enamorada e ingenua mirada.

Celos, ¿al fin qué, son buenos o malos?

Thumblr: fuckyeahjdgifs

La cuestión es, básicamente, ni dejar que se presenten en exceso, o permitir su total ausencia. Como todo en la vida, es bueno mantenerlos en equilibrio. Unos celos controlados y que no te supongan tener que cambiar tu estilo de vida son saludables y completamente justificables. Lo que no se va a aguantar nadie son unos celos incontrolados, infundados y que hagan dudar a tu pareja de su confianza en ella pues, sin lugar a dudas, celos de este tipo solo van a conducirte a un lugar: una definitiva, desastrosa y triste terminación amorosa. El amor es libertad, pues nos sentimos libres al amar y ser amados y de esa forma es que tiene que permanecer, si pretende sobrevivir y desarrollarse por un largo tiempo.

Author: Héctor Ramírez
Tags
Leer entrada anterior
Cómo perder peso sin pasar hambre
Cómo perder peso sin pasar hambre

Ofrecen muchas método para bajar de peso: Pastillas adelgazantes, tratamientos cotosos, dietas estrictas… Y todas ellas ofrecen distintas técnicas y...

Cerrar